La ciclista capitalina Ana Teresa Casas, especialista en ruta y pista, ha incursionado en montaña para arrancar su 2017 en representación del estado de Guanajuato, su nueva casa y patrocinador.

Casas, de 25 años, ha estado cerca de ir a Juegos Olímpicos en los ciclos de Londres 2012 y Río de Janeiro 2016, por lo que espera que una nueva incursión en Guanajuato sea su impulso para encarar el proceso de 3 años para Tokio 2020.

Esto dijo en entrevista para EL HERALDO DE LEÓN:

 “Ya tengo 16 años como ciclista, he estado buscando mucho este proceso Olímpico, me quedado muy cerco los dos anteriores, buscamos eso, que sería el sueño de todo deportista, pero disfrutando más que nada las competencias y todo el proceso”.

La joven pedalista tiene 16 años de experiencia, y sabe que lo difícil en su deporte es encontrar terrenos y oportunidades, por lo que esta nueva chance en Guanajuato es importante en esta etapa de su carrera.

“Siempre me entrego totalmente, en el estado y mi país, apenas voy entrando a Guanajuato, pero ya tenido acercamientos con Isaac (Piña) y los directivos, creo que podemos hacer un buen equipo todos juntos e ir viendo los objetivos poco a poco y responder a ese apoyo”.

“Es la idea, no estarme cambiando mucho, es algo complicado, la idea es estar en Guanajuato un largo tiempo”.

Casas reconoció que no está en su mejor forma física, sin embargo ha mantenido buen nivel como en la pasada Copa Federación de Montaña, disciplina en la que incursionó para tomar ritmo.

Su gran objetivo es en ruta y pista, esta última una modalidad que no tiene hace un año.

El siguiente evento de Tere Casas, quien apenas comienza su temporada, es la segunda Copa Federación de Pista en Aguascalientes y el Campeonato Nacional de Ruta en un mes, todo con miras al Panamericano de Ruta en mayo.

Una vez cumpla con eso, Casas peleará por un puesto en Selección Mexicana de Pista, que continuaría con las Copas del Mundo a finales de año.