En la ciudad capital del estado, “no se observa la operatividad, funcionalidad y cobertura en la recolección de basura, porque la situación ha empeorado”.
Así lo afirmó el síndico Ramón Izaguirre Mendoza, al reconocer las quejas constantes del sentir ciudadano por la falta de ese servicio.
Comentó que la treintena de unidades recolectoras y la contratación de 40 personas para reforzar las acciones han resultado “insuficientes”.
Por ello, estimó la necesidad de replantear las acciones para la cobertura del servicio.
Lo anterior, porque desde el año pasado en que se contrató equipamiento y personal, “la realidad es que no han dado resultados”.

PROLIFERAN DESPERDICIOS
Ante el panorama, mencionó que “lo peor de la situación, ante todo, es que la ciudad empeoró con la proliferación de basura”.
Señaló que a diario los desperdicios se observan en calles y callejones, además los contenedores siempre están hasta el tope y desbordados.
Consideró que ante todo debe de haber una buena planeación, organización, ejecución y control del servicio que brinda la Administración municipal a la ciudadanía.
Ante todo, buscar soluciones efectivas que estén encaminadas a abatir esa deficiencia del servicio, que durante los últimos años y todos los días afecta la imagen histórica, cultural y turística de la ciudad en su Centro Histórico, colonias populares y comunidades rurales, finalizó