‘Maxi no puede solo’

El argentino Maximiliano Morález fue factor al frente para el León, siendo parte importante en las dos anotaciones de los verdiblancos ayer, en la derrota 2-4 ante Pachuca.
Morález se puso las pilas desde el inicio del encuentro y al minuto 10 madrugó a la desubicada zaga albiceleste, con un pase medido a Fernando Navarro, quien se sumó al ataque y batió a Óscar ‘El Conejo’ Pérez, con un derechazo para el 1-0.
‘El Frasquito’ tomó confianza en una de sus mejores actuaciones en mucho tiempo, revalidando su valía al frente 12 minutos después.
El sudamericano encontró buenas asociaciones con Luis ‘Chapo’ Montes, quien le puso una asistencia que Morález mandó a guardar de volea, en el primer golazo de los Panzas Verdes.
Pero fue todo para los locales.

¿Y ‘GULLIT’?
Morález no pudo echarse al equipo al hombro y la desesperación le pasó factura a los jugadores clave de los locales como Mauro Boselli y el esperado pero gris regreso de Carlos ‘Gullit’ Peña.
El volante tamaulipeco continuó con el nivel mostrado en Chivas, errando pases básicos y pasando desapercibido a lo largo de sus 69 minutos en el campo.
Peña no pudo encontrarse en ningún momento con su compadre y careció de poder ofensivo, estático en muchos lapsos del encuentro.
En otras ocasiones intentó ir al frente pero sus prisas y un aparente nerviosismo lo llevó a equivocarse ante la buena presión de Pachuca.
No hubo más y el ataque local se tuvo que ir con una derrota pese a la gran actuación de Morález y la baja de otros recambios que pudieron darle algo más al frente a un León sin mucha idea al frente.