De cariño le dirán “Patito”, pero Patricio Campos Valdés es una inesperada y grata sorpresa para sus papás Marcelo Campos Zavala y Sandra Paola Valdés Gutiérrez, quienes esperan su nacimiento para principios del próximo mes de Marzo.
El vendrá a ser compañero de juegos de su hermanita Marcela, de cuatro añitos de edad, quien ya lo espera con gran ilusión y amor.
Por tan cercano acontecimiento, la tía materna Paulina Valdés y la abuelita materna Tere Gutiérrez, le organizaron a Sandra un festejo de pañales que tuvo lugar en el restaurante El Braserio de bulevar campestre, lugar hasta donde se dieron cita una a una de las invitadas, quienes le entregaron bonitos obsequios a la homenajeada.
Las ahí congregadas degustaron del exquisito buffet que ofrece el lugar e intercambiaron amenas charlas, que giraron en torno al nacimiento de Patricio.
Hay que mencionar, que la festejada no tenía planeado este embarazo, por lo que a manera de broma, en junio del año pasado ella le comentó a su esposo, quien estaba de viaje de trabajo en Roma, que le pidiera a Dios, estando en la Santa Sede, que les tocara otro bebé.
A su regreso, en el mes de Julio, Sandra se dio cuenta que estaba embarazada y cuando le conto la noticia a su marido, se quedó sin habla y muy asombrado, ya que lo que inicio como una broma, se convirtió en una hermosa realidad que ambos, los tiene más que felices por esta bendición que les regala Dios.